Nuestra web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de cara al usuario.
Si está de acuerdo con ello solamente pulse el botón aceptar y se ocultará este espacio, si quiere saber más visite el enlace 'Más información'.

Aceptar Más información

english | français | deutsch | italiano | traductor                  
logotipo
borde superior

Noticias

Los médicos denuncian la falta de un protocolo de acoso laboral en el SAS

04/04/2014

El acoso laboral es un problema emergente, y más en época de crisis, donde las relaciones pueden enrarecerse más de lo habitual. La sanidad es uno de los sectores con más casos de mobbing, según asegura el Sindicato Médico de Córdoba (Simec). Sin embargo, según denuncia este colectivo, el SAS no cuenta con un protocolo de acoso laboral, en adaptación de la reglamentación que rige a la Administración General del Estado.

El Simec comenzó a demandar dicho protocolo en marzo de 2013 en los distintos Comités de Salud Laboral, dos años después de que se aprobase la resolución de la Secretaría de Estado para la Función Pública, que establece un protocolo detallado para actuar en caso de conflicto y que es "de obligado cumplimiento en la administración pública". A pesar de las reiteradas denuncias presentadas al respecto, según informa el Simec, el SAS "continúa sin desarrollar dicho protocolo". Mantener a un funcionario sin trabajo u ordenarle tareas inútiles desde la aprobación de esta resolución es considerado acoso laboral. Igual que reprenderle reiteradamente delante de otras personas, difundir rumores falsos sobre su profesionalidad o vida privada y tomar represalias si ha protestado por la organización del trabajo. O dictar órdenes de imposible cumplimiento con los medios que al trabajador se le asignan.

El Simec asegura que el SAS "está incumpliendo la ley", ya que la resolución de la Secretaria del Estado concede un plazo de dos meses a partir de su publicación en el BOE para que la administración incluya un impreso de denuncia en la intranet de los departamentos y nombre al especialista de personal que iniciará el proceso tras la denuncia. La normativa introduce otra novedad: los empleados con conocimiento de algún supuesto de acoso tienen la obligación de denunciarlo ante la dirección aunque no les afecte. "La Consejería de Salud esta incumpliendo la ley, porque no tiene una adaptación de este protocolo de actuación ante casos de violencia laboral , ni tampoco un sistema de prevención de riesgos psicosociales, tal y como marca la ley de prevención de riesgos laborales (de 1995)", denuncia el sindicato.

El acoso laboral, según insiste el Simec, es un tema "sensible, no solo para la salud laboral. También afecta a la productividad". Según las estadísticas consultadas por el sindicato médico, el llamado mobbing "afecta más a funcionarios públicos, a mujeres y a jóvenes en situación laboral precaria, en definitiva, a todo aquel que se convierte en amenazante para otros". En el sector sanitario, el Simec asegura que este fenómeno "va en aumento" y que se registra en todas las categorías profesionales, tanto médicos, como celadores, administrativas o enfermeros, entre otros. Sin embargo, aseguran que es "más común" entre el personal que se encuentra contratado al 75% o incluso con una jornada inferior. "A muchos de estos trabajadores se les obliga a hacer cosas que no están reguladas en su contrata bajo la amenaza de que si no las hacen no se les renueva", asegura la coordinadora de Salud Laboral del Simec, Pilar Bartolomé.

"A la administración debe preocuparle la detección de estos casos, y desde este sindicato se lleva años esperando un decreto que modifique la estructura de prevención de riesgos laborales actual en el SAS y la adapte a las necesidades reales de sus trabajadores y sus problemas emergentes", insiste el Simec. Por ello, el colectivo sindical reclama que de forma urgente la Junta elabore un protocolo que aborde la lucha contra la violencia laboral desde todas las vertientes: preventiva, organizativa, psicológica y jurídica. Además, los médicos piden que este documento suponga "un nuevo instrumento para que el SAS actúe contra estos riesgos".

El acoso laboral en el trabajo, según el Simec, tiene consecuencias para la víctima "tanto en el ámbito laboral, como personal y familiar". Asimismo, señala que también existen consecuencias para la empresa y la sociedad "que se concreta en un aumento de los gastos sanitarios y en una pérdida de valores que aboca a actitudes de cruel desatención hacia la víctima".

Por todo ello, el sindicato médico insta al SAS a que cree una mesa de seguimiento en la que estén representados la administración, sindicatos y expertos en la materia, así como la elaboración un protocolo de actuación similar al de agresiones que evite estos episodios.

(Fuente: eldiadecordoba.es)

Desea enviar esta noticia por e-mail icono popup?

 
ETSII Universidad de Málaga Ayuntamiento de Málaga Consejería Empleo Limasa Emasa GIOSCTPRL
 

© Cátedra Prevención y Responsabilidad Social corporativa 2011. Actualizada el 03/05/2020
Icono de conformidad con el Nivel A de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI Valid HTML 4.01 Transitional Valid CSS Valid RSS